La energía de Cuba supera al apagón que pretende imponernos la Casa Blanca

  Desde el mes de abril del pasado año hasta marzo de 2020, el bloqueo económico, comercial y financiero del Gobierno estadounidense contra Cuba ha provocado pérdidas de alrededor de 5 570 millones de dólares, lo que representa un incremento de más de mil millones con respecto al periodo anterior. En todas las esferas de la vida productiva y social del país, esa escandalosa cifra se traduce en daños concretos. Así sucede con el sector energético, pues del total de acciones hostiles registradas durante esa etapa, 24 impactan a este ramo, entre ellas las relacionadas con el arribo de petróleo a Cuba. Raúl Pérez de Prado, director general de Cuba Petróleo (Cupet), ha explicado que, en ese aspecto, el grupo tuvo perjuicios directos por un valor de más de 52 millones de dólares. Detalló el acoso que sufren proveedores por autoridades aduaneras de diferentes países, que los auditan en busca de violaciones con respecto a lo estipulado en esa genocida y extraterritorial política, y señaló que la reducción de operaciones de navieras y aerolíneas con Cuba ha aumentado el costo de los fletes y ha dificultado el envío de mercancías hacia nuestras fronteras. Otra actividad sesgada por el inhumano bloqueo es la electricidad. Ramón Miguel Pedrera Valdés, director general de esta área en el Ministerio de Energía y Minas (MINEM), aclaró que en el último año las consecuencias negativas para la Unión Eléctrica significaron unos 31 millones de dólares, reflejados en su mayoría en la empresa Energoimport. «Los daños a proyectos de inversión extranjera dedicados a las fuentes renovables de energía son una muestra de la extraterritorialidad del bloqueo. Debido a la entrada en vigor del Título III de la Ley Helms-Burton, el inversionista solicita, incluso, el tracto sucesivo de los terrenos donde se vaya a construir los parques eólicos, por ejemplo, para asegurarse de que, antes de 1959, el área no era propiedad norteamericana»», especificó. La minería es de las actividades que en estos años ha sufrido por la ilegalidad del bloqueo. El director general de esa esfera en el MINEM, Juan Ruiz Quintana, listó entre las afectaciones el pago de mayores primas de seguro de exportación e importación y altos costos de la transportación, así como el de operaciones bancarias. Ejemplificó que los daños de la empresa Cubaníquel ascienden a 156 105 700 USD, al tiempo que el grupo Geominsal sufrió pérdidas por más de 6 684 898 dólares. Sin embargo, concluyó Ruiz Quintana, las producciones del sector en este 2020 se cumplen por encima del 90 %, y en 2021 la premisa es «reinventarnos una vez más y responder con soluciones eficaces, como hasta ahora, sin claudicar»».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Complete la operación *