Roland, una gran pérdida para la cultura cubana

La desaparición física del caricaturista Rolando González Reyes (Roland) constituye una sensible pérdida para la cultura cubana, y en especial para el colectivo de Melaíto, donde laboró por más de 50 años.

De fino humor criollo, Roland, como era conocido por todos, se destacó por reflejar a través de sus trazos los pasajes más importantes y trascendentes de la vida villaclareña y nacional, incursionando, incluso, en el humor gráfico de carácter político.

Junto a Pedro Méndez, Adalberto Linares y Alfredo Martirena, el colectivo base del suplemento humorístico del periódico Vanguardia, González Reyes, forjó cátedra por su osadía para tratar los temas más peliagudos de la realidad cubana, sin hacer concesiones a la vulgaridad.

Foto: Cortesía del autor

En su historial, destacan varios premios en dibujo y cuento, entre ellos una mención en el Salón Internacional del Humor de San Antonio de los Baños celebrado en 1970; primer premio en cuento en el Encuentro Nacional de Talleres Literarios en Camagüey; el Premio Provincial de Periodismo por la Obra de la Vida “Roberto González Quesada”; Premio Ifraín Sacerio Guardado que otorga la UPEC en Villa Clara y Premio Mario Rodríguez Alemán, que otorga la UPEC en Villa Clara.

Foto: Cortesía del autor

De su autoría son los libros Cuentos para un verano, Humortajadas, y Ábrete, Sésamo, entre otros, además de colaborar con Palante, DDT, Bohemia, con la revista mexicana Chocarreros, y otras publicaciones cultivadoras del género.

Tomado de: Granma

Leticia Braojos

Leticia Braojos

Periodista y asesora de programas radiales en la emisora Radio Caibarién

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SI NO ERES UN ROBOT RESUELVE ESTO **Cargando Captcha...