Ciencia y tecnología

Antes de las redes sociales, éramos felices, asegura juez en Brasil

brasil redes sociales 1

El ministro Alexandre de Moraes, del Supremo Tribunal Federal (STF), afirmó que antes de las redes sociales había felicidad y no se sabía, en medio de la tensión que impera hoy entre los poderes en Brasil.

Tal aseveración la emitió De Moraes en una sesión en el Senado sin estar prevista su participación. La audiencia fue destinada a la entrega del anteproyecto que revisa el Código Civil al presidente del Congreso Nacional, Rodrigo Pacheco.

Durante su discurso, De Moraes comentó sobre la necesidad de actualizar las normas previstas en la legislación para que sean más simples y así surjan menos litigios y problemas sociales.

Citó en ese sentido que hay necesidad de regulación en cuestiones del derecho de modo general y aprovechó para referirse a las redes sociales.

«Existe la necesidad de la regulación de nuevas modalidades contractuales, la cuestión de costumbres, nuevas relaciones familiares, asuntos del derecho de familia y sucesiones, la tecnología, la inteligencia artificial, nuevas formas de responsabilidad civil», indicó.

Aludió a Pacheco cuando rememoró que «en el cambio de siglo no existían redes sociales. Éramos felices y no sabíamos. Hay necesidad de esa regulación, del tratamiento de la responsabilidad, del tratamiento de nuevas formas obligatorias», insistió.

En agosto, el timonel del Parlamento creó un grupo de trabajo formado por juristas para modernizar el Código Civil en vigor, creado en 2002.

Durante ocho meses, el colectivo elaboró una nueva minuta con dos mil 46 artículos y entregó este miércoles el documento al Senado. La comisión fue comandada por el ministro Luis Felipe Salomón, del Superior Tribunal de Justicia.

«Queda clara la necesidad de entregar a la nación un texto capaz de acompañar la acelerada marcha de la historia y de regular sus implicaciones. Tal urgencia deriva de las repentinas demandas y de los nuevos fenómenos con los que el actual Código Civil viene deparando», refirió Pacheco.

A modo de ejemplo, agregó, «recuerdo que en el cambio de siglo no existían redes sociales, que diversos derechos aún no habían sido institucionalizados y que los arreglos familiares oficialmente aceptados eran bastante restringidos».

Recientemente, De Moraes pidió bloqueo de cuentas en redes sociales, autorizó órdenes de búsqueda y decomiso contra parlamentarios.

Su actuar en favor de la regulación de las plataformas digitales molesta a congresistas, quienes consideran que el ministro resulta arbitrario en decisiones.

El tema ganó aún más fuerza después que el multimillonario de origen sudafricano Elon Musk, dueño de la red social X, criticó públicamente a De Moraes y sus determinaciones, e incluso, lo calificó de dictador.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *