China-EE.UU.: Preciso zanjar las diferencias

china eeuu

Delegaciones de alto nivel de China y Estados Unidos se reunieron en el estado norteamericano de Alaska, y pienso que el mejor resultado fue el acuerdo sobre la cooperación mutua para evitar el deterioro del cambio climático, y más cuando son los principales contaminantes del mundo.

De todas maneras, es un buen síntoma que se haya tratado y acordado sobre el control de emisiones, porque ambas naciones pueden deliberar sobre ese problema y lograr acuerdos sustanciales.

El desarrollo del evento estuvo presidido en general por la desconfianza y el afán norteamericano de echarle la culpa a China de los principales problemas en el mundo que, todos conocemos, tienen su propia fuente en Estados Unidos.

Quizás se pudiera decir que el actual gobierno estadounidense evitará proseguir los pasos del anterior, pero la propia posición de Biden de hace seis años difiere de la actual, aún cuando mantuvo cierta adversidad en aquella ocasión:

«€œNuestra relación es como un matrimonio. Requiere mucho trabajo duro»€¦ Estados Unidos no teme el crecimiento de China, sino que quiere ver a Chin crecer… La relación bilateral debe estar basada en un crecimiento responsable, algo que bendecirá el comercio y la estabilidad mundial»€.

Bueno, China ha crecido tanto, combatido con eficacia a la COVID-19 y eliminado la pobreza en general, o sea ha superado las expectativas, y ello no ha agradado en nada a Estados Unidos, que dejó de crecer, descuidó el tratamiento de la pandemia y tiene a más de 40 millones de habitantes pasando hambre.

Así, sin expresarlo abiertamente, la delegación estadounidense indicó que no hará nada para rebajar las tensiones relativas a los temas comerciales y arancelarios, dejando en el aire si proseguirá o no la guerra económica iniciada por Trump.

Acusó sin pruebas a Beijing de causar los problemas relacionados con el ciberespacio, y afirmó que en anteriores reuniones se acordó una cosa y China hizo otra, aunque concedió que la alianza entre ambas naciones es clave para resolver los problemas mundiales.

Sin embargo, Washington soslayó que sus fuerzas armadas, bases y naciones que siguen sus órdenes tratan de encerrar a la República Polar.

En este sentido, el colega Habana Radio se refirió al frente antichino fraguado por el imperialismo norteamericano:

«€œAprovechando las divergencias comerciales de China con Australia, las fronterizas con la India y el apoyo irrestricto de su principal aliado asiático, Japón, Estados Unidos acaba de crear un frente antichino, con el fin de contener al gigante asiático, en lo que pudiera constituirse en una verdadera Guerra Fría»€.

Entonces, ¿qué paz se puede construir ante tal amenaza? Como respuesta, China afirmó que no se dejará avasallar, aunque insistió sobre la importancia de que ambas naciones zanjen sus diferencias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Complete la operación *