Nuevo Código de las Familias ya se implementa en el ámbito judicial

En lo que va del año 2022, más de 34 000 asuntos familiares relacionados con aspectos del nuevo Código de las Familias han sido presentados a los tribunales para su procesamiento y solución, informó, este jueves, el máster Rubén Remigio Ferro, presidente del Tribunal Supremo Popular (TSP)

codigo-de-las-familias-cuba-1020x642-1

En lo que va del año 2022, más de 34 000 asuntos familiares relacionados con aspectos del nuevo Código de las Familias han sido presentados a los tribunales para su procesamiento y solución, informó, este jueves, el máster Rubén Remigio Ferro, presidente del Tribunal Supremo Popular (TSP).

Durante la realización del Taller nacional de los procesos judiciales sobre el derecho de las familias, de dos días en La Habana, el titular del tsp señaló que, incluso, antes de la aprobación del texto (el pasado 25 de septiembre), algunas personas plantearon sus conflictos ante los tribunales, amparadas por el Código anterior, aunque estimuladas por el entonces Proyecto de Ley.

En cuanto a los temas más presentados, precisó que, después de la entrada en vigor del Código, crecieron las demandas ante los tribunales en asuntos vinculados, fundamentalmente, con divorcios, pensiones alimenticias, y guarda y cuidado de los hijos.

Confirmó también que en este 2022 hubo un crecimiento en materia familiar ante los tribunales, que se prevé va a continuar el próximo año.

Sobre la importancia del poder judicial con relación al Código de las Familias, Remigio Ferro ponderó que en el aseguramiento de la efectiva vigencia de esta Ley hay una parte importante que corresponde implementar a los tribunales, jueces, juezas y demás profesionales, que participan en los procesos judiciales.

«A los tribunales nos toca la responsabilidad de solucionar, por la vía nuestra, aquellos conflictos que se dan y no han encontrado una vía de solución previa, lo cual sería lo más conveniente, pero no siempre ocurre», argumentó.

Igualmente agregó que muchas salidas en el contenido del Código de las Familias, como emitir autorizaciones en algunos temas o ejercer determinado control del cumplimiento de sus estipulaciones, también les competen a los Tribunales.

De la importancia y objetivo de este Taller nacional de los procesos judiciales sobre el derecho de las familias, el Presidente del tsp destacó que contribuye a la preparación, en materia legal y afectiva, de los profesionales de la justicia, para que la norma «se convierta en vivencia práctica y efectiva en el entorno de la sociedad, y que realmente vaya más allá del simple pronunciamiento legal».

Expuso que este Taller ha tenido encuentros similares precedentes a nivel territorial y provincial, con amplia participación de profesionales del sector.

Significó que la implementación de la normativa representa una enorme responsabilidad y desafío para los jueces, porque hay que dominar las disposiciones sustantivas y procesadas; incorporar y captar las esencias contenidas en el texto; demostrar inteligencia y sensibilidad al resolver conflictos y autorizaciones judiciales; y estudiar las novedades incorporadas a la nueva legislación.

Al realizar una intervención especial en la apertura del Taller, Teresa Amarelle Boué, miembro del Buró Político del Partido y secretaria general de la Federación de Mujeres Cubanas, agradeció, en nombre de la organización, la inmediatez y responsabilidad con que nuestras juezas y jueces han asumido las nuevas leyes que se han proclamado en nuestro país, en la cual se incluye el Código de las Familias.

Enfatizó en la sensibilidad y en despojarse de los prejuicios a la hora de actuar judicialmente, y que este Taller «se convierta en un momento especial para socializar e interpretar mejor lo que está en las leyes, porque es evidente que vivimos en una sociedad en la que todavía hay prejuicios, machismo y muchos problemas por resolver», afirmó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Complete la operación *