Falleció Antonio Pérez Santos, presidente de la Uneac en Villa Clara

El Comité Provincial de la Uneac y la Dirección de Cultura cumplen el doloroso deber de informar que en la noche del 14 de septiembre de 2020 falleció el destacado crítico de arte Antonio Pérez Santos, presidente de la Uneac en Villa Clara.

Nota de la UNEAC y la Dirección Provincial de Cultura  

El Comité Provincial de la Uneac y la Dirección de Cultura en Villa Clara cumplen el doloroso deber de informar que en la noche del 14 de septiembre de 2020 falleció el destacado crítico de arte Antonio Pérez Santos.

En su fructífera trayectoria como incansable promotor cultural, asumió diversas responsabilidades en el sistema institucional de la cultura de nuestra provincia: subdirector de la Escuela Profesional de Arte Samuel Feijóo, presidente del Consejo Provincial de Artes Plásticas, vicepresidente de la Asociación Hermanos Saíz y presidente del Comité Provincial de la Uneac, cargo al cual siempre fue reelecto por aclamación. Además, integró, desde 2016, el Comité Provincial del Partido en Villa Clara y en 2018 fue electo diputado, por Remedios, a la Asamblea Nacional del Poder Popular. Fue delegado al VI Congreso del Partido y a varios de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba.

Antonio Pérez Santos, Toni, nació en Meneses, en el antiguo territorio de Las Villas, el 2 de enero de 1965. En 1993 se graduó como licenciado en Historia del Arte en la Universidad de La Habana. A partir de entonces desarrolló investigaciones sobre temas como la pintura mexicana de los ochenta, la escultura ambiental en La Habana y Villa Clara o el suplemento humorístico Melaíto. Publicó artículos en diversas publicaciones periódicas, redactó numerosos catálogos y prologó varios libros. Fue curador de decenas de exposiciones. También integró incontables jurados de concursos artísticos, así como de tribunales docentes.

A su paso por la academia, contribuyó a que se diera un notable salto de calidad en la formación de jóvenes artistas.

Aunque estuvo especialmente dotado para la crítica de arte, sacrificó buena parte de su carrera personal en aras del desarrollo colectivo de la cultura en su provincia y el país.

Recibió varios reconocimientos, como cuadro destacado del Consejo Nacional de las Artes Plásticas, del sistema del Poder Popular y del Ministerio de Cultura. Le fue otorgada, además, la distinción cultural Zarapico.

Hombre de una lucidez notable en el ejercicio de la política cultural de la Revolución Cubana, gozó de un enorme liderazgo y contribuyó notablemente a establecer las relaciones más fecundas y coherentes entre los creadores y las instituciones.

En nombre de los artistas, promotores y cuadros de la Cultura en Villa Clara, y de todos sus compañeros y alumnos agradecidos, hacemos llegar a sus familiares nuestras sentidas condolencias.

Comité Provincial de la Uneac

Dirección Provincial de Cultura en Villa Clara

Con la mirada en el porvenir: así te recordamos Tony (+Audio)

Con la mirada en el porvenir: así te recordamos Tony

Enaltecen legado de Antonio Pérez Santos, presidente de la Unión de Escritores y Artistas de Villa Clara, fallecido este 14 de septiembre. Asistieron a sus honras fúnebres las máximas autoridades del Consejo de Defensa Provincial.

La partida física de Antonio Pérez Santos, presidente de la Unión de Escritores y Artistas (UNEAC) de Villa Clara, conmociona a creadores de todo el país, al gremio que reconoció su liderazgo certero por varios años y al pueblo espectador que agradece su visión antidogmática de la política cultural.

Curtido en el ejercicio de la crítica y la promoción, Tony apostó por el diálogo abierto entre artistas e instituciones y defendió las esencias de una UNEAC por y para la libre creación. Así, ungido de profunda sensibilidad y alejado de la burocracia y los esquematismos, lo dibujan en estas horas varios colegas-amigos:

«Va a tomar trabajo y tiempo que tomemos plena conciencia de lo que significa dejar de tener a Tony Pérez entre nosotros, porque ha sido por excelencia la figura que ha logrado el equilibrio de intereses entre creadores e instituciones, ha sido la persona capaz de interpretar la política cultural de una manera lejana de la burocracia y los esquematismos, con una profunda sensibilidad y un profundo conocimiento de la cultura, a lo que se unen sus extraordinarias condiciones como ser humano. Lo vamos a recordar como un hombre que estaba siempre con la mirada en el porvenir» (Yamil Díaz, escritor, declaraciones a CMHW).

«Tony reunía muchas virtudes que hacían que fuera un hombre prácticamente excepcional. Todos los artistas se sentían muy representados con su figura. Un hombre valiente para defender, para tomar decisiones, para discutir aquellas cosas en las que creía. Un hombre muy afable, muy jaranero, muy abierto, pero también de un carácter fuerte; no andaba con medias tintas. Esa es la imagen que quiero tener de Tony, así quiero recordarlo siempre» (Ramón Silverio, dramaturgo, director de teatro, promotor cultural y fundador de El Mejunje; declaraciones a CMHW).

«Es una historia de tres mandatos en la que siempre salió electo por aclamación. Una persona que —como decimos nosotros— se las sabía todas: tenía olfato para ver la génesis de los problemas, cómo resolverlos, podía discutir de plástica, que era su especialidad, pero también de artes escénicas, de danza, de cine, radio y televisión. Y vivía apasionado por su trabajo, por eso es el más alto referente de liderazgo que puede haber tenido la UNEAC en su historia acá en Villa Clara» (Jorge Gómez, realizador radial, declaraciones a CMHW).

«Hombre de principios, cabal, laborioso y entregado a los procesos culturales, la defensa de la cultura y el respeto más absoluto a los artistas. A él le debemos no solo el espacio de libertad que ha significado la casa de la UNEAC, sino el apoyo a proyectos esenciales, a creadores de valía, a una Santa Clara que se convirtió para muchos en el espacio idóneo para la creación y su proyección. Político decente y juicioso, hombre de palabra y razón. He perdido a un amigo querido y la cultura pierde uno de sus más lúcidos soñadores y defensores. Descanse en el mejor de los cielos, el de la trascendencia una de las mejores personas que he tenido el privilegio de conocer» (Arístides Vega Chapú, escritor, tomado de su perfil en Facebook).

Después de luchar golpe a golpe contra su enfermedad por una década, se nos va demasiado temprano, entre una estela de dolor. Antonio Pérez Santos presidió la UNEAC de Villa Clara por muchos años y la convirtió mediante su entrega, sensibilidad e inteligencia, en un foco de intensa vida cultural para toda la nación. Ganó el respeto y el cariño de todos cuantos nos relacionamos con él. Lo extrañaremos. Un largo abrazo, hermano (Omar Valiño, crítico teatral, tomado de su perfil en Facebook).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *